CONTRABANDISTAS tienen su “CAMPANA” en la zona la cabecera brasileña del Puente

527

Los contrabandistas patrones como Limpia Marecos, más conocida como “Ña Limpia” y Celio Ramón Ortiz Gullón, alías “Ing. José”, tienen a una persona que actúa de campana en la cabecera brasileña del Puente de la Amistad. El hombre identificado como Paolo Testi, está allí con un carnet, que no se sabe de qué es, anotando los datos de los camiones que cruzan hacia el lado paraguayo. El mismo estaría operando con el aduanero Raúl Meza, quien es de Código Barras en el sistema integrado y está destinado en Foz.

Paolo Testi, «campana».

Funcionarios aduaneros catalogan a Limpia Marecos, como una mujer prepotente y autoritaria. Que haciendo gala del dinero que maneja puede pisotear las normas legales y mantenerse impune.

Ramón Celio Ortiz Gullón, tiene las mismas características que la mujer mencionada más arriba, y los dos son considerados “patrones” del contrabando en la frontera.

Existe un personaje conocido como Paolo Testi, quien es una campana al servicio de los contrabandistas y que opera con el aduanero, Raúl Meza, quien está designado al sistema de control integrado, en el sector de Código de barras, en Foz.

Raúl Meza, funcionario aduanero destinado a Foz.

El mencionado Meza, es quien les da un ropaje legal a las cargas de los “patrones”, indicaron los propios aduaneros.

Paolo Testi, se encarga de anotar todos los datos y pasarle a sus “patrones”.  Lo que llama la atención es que el mismo está en la zona aduanera brasileña donde la Policía Federal y especialmente la Receita Federal, no permiten que estén personas ajenas a la labor de fiscalización a excepción de los autorizados por ellos y que hacen una labor especifica.

Este Paolo Testi, no funcionario aduanero, pero estaría allí por influencia del mencionado Raúl Meza, quien comanda el esquema para dar ropaje legal al contrabando que ingresa desde el Brasil.

Es bien sabido que Ña Limpia, mete camiones repletos de ropas nuevas desde el Brasil, y en medio de los mismos entran calzados. Es enorme el daño que causa a la industria nacional de confecciones de nuestro país. La actividad ilegal de la prepotente mujer pone en riesgo los puestos de trabajo de 10 mil paraguayos.

La misma opera con casi toda su familia especialmente su hijo Aldo Andrés Cubas.

Mientras el “Ing. José” o Ramón Ortiz Gullón, el mismo mete productos alimenticios y insumos agrpicolas en grandes cantidades evadiendo impuestos. Pero este personaje quien igualmente maneja las cosas en familia estaría operando con su esposa.

Ramón Ortíz Gullón es igualmente un conocido estafador, de acuerdo a los documentos de la Justicia.

Celio Ramón Ortiz Gullon, alias «Ing. José»

Comments

comments