Corrupto sin paz: Villamayor regresa al país en ‘primera clase’ y es abucheado por pasajeros

388

El exjefe de Gabinete de la presidencia, Juan Ernesto Villamayor, está de regreso a nuestro país después de pasar una larga estadía en Miami, Estados Unidos. Su presencia no es grata para los pasajeros que minutos antes del vuelo lo abuchearon. Se prevé su llegada a las 23:00 de este sábado.

Una vez más fue escrachado el exjefe de Gabinete de la Presidencia, Juan Ernesto Villamayor.

En esta ocasión, fue minutos antes de abordar el vuelo de primera clase CM 207 de Copa Airlines, cuyo punto de salida figura a las 15:50 de este sábado y se prevé el arribo a nuestro país a las 23:00 aproximadamente.

Lo cierto y lo concreto es que su presencia no fue bien recibida por los demás pasajeros que le gritaron “hijo de pu**, para qué volvés, atorrante”.

Cabe recordar que Villamayor también fue escrachado por un grupo de ciudadanos en el Bar Maurice en víspera del día de los enamorados, donde además recibió un puñetazo por parte de uno de los presentes.

A los gritos de “ándate badulaque”, “fuera sinvergüenza” o “vendido”, Juan Ernesto tuvo que abandonar el recinto en aquella oportunidad.

Tiempo después volvió a ganar notoriedad debido a que fue pillado en otro restaurante top pero de Miami, Estados Unidos, en abril pasado en compañía de su esposa.

Su estadía le permitió además pasearse con total tranquilidad, haciendo jogging por la famosísima calle Ocean Drive de Hollywod Beach de Miami.

ANTECEDENTES DE VILLAMAYOR

Juan Ernesto Villamayor había dejado el cargo de jefe de Gabinete de la Presidencia de la República, semanas atrás, tras el inicio de las movilizaciones ciudadanas donde él era uno de los apuntados por los casos de corrupción en los que estaba involucrado.

Bajo la actual administración, Villamayor desempeñó primero el cargo de ministro del Interior, donde saltó al tapete por la investigación de las Comisarías de oro.

En el cargo de jefe de Gabinete, le atribuyen su participación en el fallido acuerdo entre el Gobierno y PDVSA, en el que Petropar pretendía cancelar su histórica deuda con la petrolera venezolana, bajo un llamativo y benevolente documento. (Hoy Digital)

Comments

comments