El PUENTE DE LA AMISTAD completa 55 años en SILENCIO

1996

El Puente de la Amistad fue inaugurado el 27 de marzo de 1965. Es la primera vez que, en estos 55 años, que esta fecha es recordada “en silencio”. La pasarela internacional sobre el río Paraná esta bloqueada debido al cierre de frontera por la pandemia del coronavirus. Un puente acostumbrado a tener un intenso tránsito ahora está vacío.

Hace cuatro años fue sometido a un completo trabajo de pintura y mantenimiento general, incluyendo la pista de circulación. Por este paso circulan diariamente un promedio de 48.000 vehículos.

Una de las grandes obras de ingeniería de la región de la triple frontera, el Puente Internacional de la Amistad, que une las ciudades de Foz de Yguazú, Brasil, y Ciudad del Este, Paraguay, celebró ayer, 27 de marzo, 55 años. No se realizó ningún acto de recordación.

Este paso fronterizo constituye uno de los símbolos de la región de la triple frontera y su construcción marca un antes y un después para el desarrollo de la región, pues se articuló con el funcionamiento de un puerto libre en Paranaguá, Brasil, con lo que Paraguay pasó a tener un acceso al Atlántico.

Esta obra que fue toda una novedad en su época, proyectado por el ingeniero brasileño Almyr Franca, tiene la particularidad de haber sido inaugurada en dos ocasiones. La construcción fue acordada el 29 de mayo de 1956, en Río de Janeiro (Brasil), entre los presidentes de Paraguay, Alfredo Stroessner, y su par brasileño, Juscelino Kubitschek.

La ejecución de la obra quedó a cargo de una comisión especial, creada el 14 de noviembre de 1956. Es así que el 26 de enero de 1961, ambos presidentes realizaron una primera inauguración simbólica, aún sin terminar, pero ya se podía cruzar por encima de tablones colocados en la parte superior.

El proyecto concluyó el 26 de marzo de 1962 y tres años después, el 27 de marzo de 1965, se procedió a la inauguración oficial, por entonces Humberto Castelo Branco, quien era el presidente del Brasil.

El puente posee una extensión de 552,40 metros y un vano libre de 303 metros, el mayor del mundo en obra de concreto, con 13,50 m de ancho y una altura de 78 m.

La empresa Sotenge-Sociedade de Terraplenagem en Grandes Estructuras Ltda tuvo a su cargo la elaboración del proyecto y la construcción estuvo a cargo de la Constructora Rabello SA, la misma empresa que casi en la misma época construyó el Palacio de la Alvorada, en Brasilia.

Comments

comments