Fiscales “ESCONDEN” casos de intervenciones con CARGAS MILLONARIAS

559
El abogado Horacio Bisso y el fiscal Humberto Rosseti, observan una de las consolas PS4

La carga retenida por el fiscal, Julio César Paredes, de receptores para piratear imágenes de televisión satelital, tendría un costo de unos 2 millones de dólares. Hace un tiempo atrás el ahora fiscal adjunto, Humberto Rosetti, retuvo juegos electrónicos presuntamente piratas por unos 2 millones de dólares. En ambos hechos no se dieron a conocer el resultado de los procedimientos, ni quiénes son los denunciantes o los dueños de las cargas. Un ejemplo de cómo se maneja estas cosas en el Ministerio Público.

Sin duda algo esconden el fiscal, Julio César Paredes y su jefe el adjunto, Humberto Rosetti, en el caso de los 20 mil receptores para piratear imágenes de televisión satelital. Cada equipo tiene un costo cercano a los 100 dólares, lo que significa que la carga esta evaluada en uno 2 millones de dólares.

Este caso es muy similar al procedimiento que hizo hace un tiempo atrás el fiscal, Humberto Rosetti, actualmente fiscal adjunto. El mismo retuvo una carga de juegos electrónicos supuestamente piratas.

Hasta hoy se desconoce el resultado del procedimiento. Nunca se informó quienes eran los dueños, quienes hicieron la denuncia, y muchos menos que paso con toda la mercadería que se estima tenía un costo de 2 millones de dólares, aunque se había mencionado que eran US$ 4 millones.

Julio César Paredes, fiscal.

Estos dos casos son simples ejemplo de cómo se maneja el Ministerio Público en la zona ahora a cargo del adjunto Rosetti.

Pero las similitudes no terminan allí. En ambos casos todo indica que el procedimiento se hizo por una cuestión de disputa por marca.

En julio pasado el fiscal Paredes dilato, y no hizo procedimientos, para incautar receptores que sirven para piratear imagen de televisión satelital. Entre los denunciados esta la firma Roadstar, que es propiedad de Hassan Khalil Díaz.

Las obras firmas son “Asamaerica” o “Azamerica” que es propiedad de Odair Dos Santos. Y la firma Always Light S.A. (Madrid Center) donde aparecen como dueños Fadi Fayez Mohamad  y su hermano Hadi Fayez Mohamad.

La labor que realiza el fiscal Paredes en la unidad de protección intelectual y anti-contrabando cada vez es más cuestionada por la falta de resultado. Lo mismo ocurre con el fiscal adjunto, Humberto Rosetti.

Comments

comments