Quieren volvernos a encerar y también cerrar temporalmente frontera con Brasil

388

Desde el gobierno evalúan la posibilidad de implementar restricciones rígidas, similares a las de una cuarentena total, durante la Semana Santa, a fin de reducir la cantidad de contagios de COVID-19. No se descarta reforzar los controles policiales y establecer el cierre temporal de la frontera con Brasil.

Tras una reunión mantenida esta mañana en Palacio de López, el ministro del Interior, Arnaldo Giuzzio, habló sobre las medidas que serían implementadas para la Semana Santa y señaló que aún se encuentran analizando la decisión que se adoptará.

De momento, no quiso adelantar cuál será la determinación a ser adoptada por parte del Gobierno Nacional, aunque dijo que se baraja la posibilidad de impulsar restricciones más rígidas, ya sea a nivel nacional o por ciudades.

Una de las opciones que estarían siendo analizadas es que se implemente una “cuarentena total” solo en algunas de las localidades que son consideradas como “zonas rojas” debido a la gran cantidad de casos del nuevo coronavirus. Igualmente, podría darse algo a nivel nacional.

“Lo que se busca es que no exista desplazamiento y para eso será fundamental el control de la Policía, se está viendo la operatividad de los controles con la policía y el Ministerio Público”, expresó Giuzzio.

El ministro del Interior aseguró que no se tratará de una cuarentena estricta (Fase 0) propiamente dicha pero “será una modalidad muy similar”, dando a entender que se estarían considerando restricciones parciales.

En otro momento de la entrevista, admitió que no se descarta un eventual cierre de fronteras con Brasil, aunque sostuvo que se mantendría el comercio extra frontera.

Finalmente, aseguró que ahora están pensando no solo en la Semana Santa sino en cómo proyectar todo lo que se viene y también en las estrategias para asistir a los afectados en los próximos meses. (Hoy Digital)

Comments

comments